Mantenimiento Transformer: ¿deshidratado?, comprueba el color de tu pis
Ago20

Mantenimiento Transformer: ¿deshidratado?, comprueba el color de tu pis

Vigila el color de tu orina para saber si estás perdiendo electrolitos. Mantenerte hidratado es fácil bebiendo agua y con la comida adecuada.

Leer más
Las calorías no quitan la sed
Ago06

Las calorías no quitan la sed

Estar en forma en verano tiene un solo secreto: hidratación. ¿Sabes qué necesitas tomar para estar hidratado?

Leer más
Mantener la forma en la playa en 15 minutos
Jul04

Mantener la forma en la playa en 15 minutos

La playa no solo es un sitio para quemar tu piel con el sol y beber cerveza. Puedes mantenerte en forma con 15 minutos de diversión.

Leer más
Por qué estás tan cansado, y qué puedes hacer para remediarlo
Oct02

Por qué estás tan cansado, y qué puedes hacer para remediarlo

Tus buenos propósitos para este curso pueden descarrilar porque te falta energía. Esto es lo que puedes hacer. Seguro que te ha ocurrido. Te pones las zapatillas para salir a correr, o llegas al gimnasio, y a los cinco minutos estás agotado. Más aún, estás cansado antes de empezar. ¿Hay alguna forma de tener más energía? Si quieres entrenar y pasar el día como el conejito de las pilas alcalinas necesitas trabajar sobre todo en tu dieta, pero también en tu cabeza y el resto de tu cuerpo. Agua Una gran parte del cansancio es deshidratación. Bebe al menos medio litro de agua antes del entrenamiento, y al menos un litro mientras entrenas. Después de entrenar, el cuerpo te pedirá entre medio litro y un litro más. Ten en cuenta que estás perdiendo agua con el sudor y el esfuerzo. Comida antes de entrenar Si quieres perder grasa, tienes que restringir tus calorías, pero es importante comer antes y después del ejercicio. Entre una y dos horas antes del ejercicio toma hidratos de carbono de absorción lenta: avena, legumbres, verdura o cereales integrales. Toma también proteína y algo de grasa saludable. Sobre todo, nada de azúcar, si no quieres quedarte tirado a mitad de camino. Comida después de entrenar Durante dos horas tu cuerpo estará en la ventana anabólica, un momento mágico en el que la comida alimenta a tus músculos en lugar de hacer crecer tu barriga. Toma una buena ración de proteínas, como pollo, huevos, atún, o un batido de proteína de suero, y acompáñalo de hidratos rápidos, como por ejemplo fruta. Cafeína La tienes a tu alcance en forma de café, té o pastillas, y es muy efectiva, sobre todo si regulas la dosis para que no interfiera con tu sueño. Un espresso doble media hora antes de entrenar puede darte ese extra de ánimo que necesitas. Descanso Si haces dos horas de entrenamiento todos los días de la semana, puede que no estés dejando a tu cuerpo tiempo para descansar y regenerar las células. El sobreentrenamiento, además de la fatiga, aumenta el riesgo de lesiones. Deja al menos un día de descanso por cada dos de entrenamiento, y duerme entre siete y ocho horas. Motivación Esta es la parte que tiene que ver con tu cabeza, y es la más importante. Ponte metas que sean realistas y puedas alcanzar, pero intenta batir un récord cada semana. Antes de entrena mira fotos de gente que tiene el cuerpo que tú quieres, y mira fotos tuyas para ser consciente de lo que tienes que mejorar. No te peses, mide tu cintura y anota tus progresos. Busca compañía,...

Leer más
Transformer en Navidad: acaba con la resaca
Dic26

Transformer en Navidad: acaba con la resaca

Antes de arrancarte la cabeza, lee esto. Hay un remedio infalible para prevenir la resaca. ¡No emborracharse! Dicho esto, como nos conocemos y es Navidad, pasemos a hacer control de daños la mañana siguiente de la juerga. Los síntomas de la resaca parecen una película de terror: deshidratación, dolor de cabeza, fatiga, dolores musculares, vómitos, diarrea, flatulencia, debilidad, fiebre, taquicardia, sudores, ansiedad, irritabilidad, hipersensibilidad a la luz y al ruido, temblores, alteración del sueño, pérdida de la visión tridimensional y por si fuera poco, mal aliento. El mecanismo exacto por el que se produce la resaca no se conoce demasiado bien. La ciencia médica no se toma muchas molestias con las dolencias que se pasan por sí solas en 24 horas, y prefiere concentrarse en los devastadores efectos del alcoholismo a largo plazo, por ejemplo. Quizá por esto a la resaca la rodea una mezcla de mito y realidad que vamos intentar despejar. En la resaca influye el tipo de alcohol. Por lo general, cuanto más simple es la bebida, menos resaca produce. El vodka, que es prácticamente alcohol y agua, deja menos resaca que los licores más oscuros y aromáticos como el whiskey o el ron. Estos contienen sustancias congéneres que se producen en la fermentación que parecen agravar los síntomas. Un estudio clasificó las bebidas alcohólicas según la resaca de dejan, de más leve a más grave: MENOS RESACA Alcohol puro (disuelto) Cerveza Vodka Ginebra Vino blanco Whiskey Ron Vino tinto MÁS RESACA Coñac   Lo que sí se sabe es que la resaca no tiene cura. El cuerpo necesita recuperar el equilibrio, eso lleva un tiempo, y mientras tanto te ves reducido a un desecho humano. Si estás experimentando nuevas dimensiones del dolor, intenta aliviar los síntomas y huye de los remedios caseros: Remedios que funcionan Agua: el alcohol tiene un conocido efecto diurético, es decir, te hace perder agua a través de la orina con el consiguiente daño para las esquinas y portales. Por si fuera poco también se unen a veces los sudores, la diarrea y el vómito. Todo esto te deja seco. Bebe mucha agua, lenta pero continuamente, y la resaca durará menos tiempo. No pienses que por beber mucha agua de golpe eliminarás el alcohol a través de la orina; no funciona así. Carbohidratos simples y huevos: El metabolismo del alcohol se produce en el hígado, lo que interfiere con la producción de glucosa y agota las reservas de glucógeno. Si se añade que mientras se bebe, se come menos, el resultado es que no llega glucosa al cerebro, y eso se nota. Tomar fruta o miel ayuda a recuperar los niveles...

Leer más
css.php