El rodillo mágico: liberación miofascial

Consigue el mejor masaje sin recurrir al masajista.

“No puedo levantar este brazo” “Pues a mí me matan los dolores de espalda” “Ayer me quedé doblado” No son pacientes de un geriátrico, sino tipos musculosos en el vestuario del gimnasio, que se intercambian los teléfonos de sus fisioterapeutas en la ducha.

Como hacer deporte cada día es más popular, las lesiones también lo son. El masaje miofascial es una técnica empleada por los profesionales para reducir el dolor y rehabilitar las lesiones musculares y de los tendones. No se sabe exactamente cuál es el mecanismo, pero funciona.

Tú también puedes conseguir los beneficios de esta terapia en casa con un simple rodillo.

ATENCIÓN: Esta técnica te puede ayudar a mejorar, pero si tienes una lesión de verdad, no lo dudes, ¡acude a un fisioterapeuta profesional!

Un poco de anatomía. Las fascias son el tejido que envuelve los músculos, los huesos y los tendones. En ocasiones entre estas capas de tejido se forman se forman nódulos dolorosos al tacto, llamados puntos gatillo (trigger points). Cualquiera que haya dado un masaje se habrá encontrado con ellos en los hombros o el cuello. Estos puntos acumulan metabolitos y se inflaman, provocando dolor. Con el tiempo pueden llegar a modificar nuestra postura, creando más problemas en otras articulaciones.

Con un rodillo de espuma muy compacta es posible masajear estos puntos y aliviar tensiones y dolores musculares. Basta con hacer rodar distintas partes del cuerpo ejerciendo presión sobre el rodillo.

Esta técnica se denomina auto-liberación miofascial (self miofascial release), y está de moda. Si la haces después del ejercicio, aliviarás posibles contracturas y evitarás lesiones, o tratarás las que ya tienes. Antes del ejercicio, podrás aumentar la circulación, la flexibilidad y la aplitudud de los movimientos. Aquí tienes cómo usarlo para la parte inferior:

Los rodillos son bastante baratos, aunque también hay quien usa un trozo de tubería gruesa de PVC envuelta en espuma. Los más valientes usan un rodillo de amasar pan (ay). Mientras sea firme, funcionará.

Foto: Exercise.com

3 Comentarios

  1. Hola,

    llevo siguiendo este blog desde hace meses y he de decir que me declaro “fan” absoluto, por lo serio y coherente de sus publicaciones.

    Sin embargo, como fisioterapeuta y osteópata que soy, me chirría un poco este artículo. Las modas como la que se muestra, por ejemplo, nos llenan la consulta de pacientes que se hacen a sí mismos más mal que bien. En muchas ocasiones, incluso se provocan alteraciones severas difíciles de corregir para nosotros.

    Cuando hay dolor, especialmente si éste persiste, hay que acudir a un profesional que se encargue de ello para evitar males mayores, pues su origen puede provenir de cualquier estructura del cuerpo (y tendemos a creer que sólo los músculos y los tendones lo provocan cuando, por ejemplo, gran parte de los dolores de espalda provienen del sistema visceral)

    Los Puntos Gatillo, por cierto, son complejos y provocan -más que dolor local- dolor irradiado, que el paciente casi nunca asocia con el foco REAL de su problema.

    Obviamente, no voy a entrar en detalles ni tecnicismos, pero sí me gustaría añadir que el mecanismo de liberación miofascial, así como el funcionamiento y anatomía de las fascias, es de sobra conocido y altamente utilizado en clínica.

    No es bueno dar una visión simplista sobre este tipo de lesiones o dolencias, ya que se provoca una confusión o una falsa sensación de autosuficiencia que redunda en perjuicio para la persona que la acaba poniendo en práctica. Con el dolor hay que andarse con cuidado.

    Saludos.

    Responder
    • Daniel,

      Tienes razón, está claro que cuando hay lesiones, hay que ponerse en manos de profesionales. La advertencia está añadida al artículo y te agradezco mucho el mensaje.

      Responder
  2. Pues yo me lo he hecho hace poco con un tubo de pvc envuelta de esterilla de espuma, ya me he dado 3 sesiones en la espalda y va genial

    Responder

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


6 + = trece

css.php